Inicio | Blog | La Rentabilidad de un alquiler habitual vs turístico

La Rentabilidad de un alquiler habitual vs turístico

Rentabilidad de un alquiler habitual y turístico

Si estás pensando en invertir en inmuebles para arrendar, es probable que te estés preguntando cómo obtener los mayores beneficios. A continuación veremos la rentabilidad de un alquiler habitual y turístico para que puedas decidir. La rentabilidad suele ser el factor descisivo al momento de hacer cualquier inversión.

alquila tu vivienda de forma segura con gestión integral del alquiler

Características del alquiler habitual vs turístico

Lo primero que debes saber es que los alquileres habituales y turísticos se regulan de forma diferente. Para los alquileres habituales tenemos la ley de arrendamientos urbanos (LAU), pero los arrendamientos turísticos los regula cada comunidad autónoma.

El alquiler habitual es donde el inquilino va a vivir de forma permanente con un contrato mínimo de 5 años, el turístico es temporal, donde el mínimo es una noche y el máximo un mes.

Veamos un poco más estas diferencias.

El Alquiler habitual

Al ser un contrato mínimo de 5 años y estar regulado por la LAU, puedes obtener beneficios moderados a corto plazo, pero muy buenos a largo plazo. Esta modalidad de negocio permite un ingreso estable por un largo tiempo sin depender de la estacionalidad.

Pero también al ser de larga duración el riesgo de impago aumenta, pero si tienes una excelente asesoría, sabes seleccionar buenos inquilinos y solventes, también si cuentas con un seguro de impago con renta garantizada como el que nosotros ofrecemos. Los riesgos de impago disminuyen cuantiosamente.

Es importante recordar que si vas a alquilar tu vivienda para arrendamiento habitual, no estás obligado a dar equipamiento doméstico. Algo que se diferencia de los alquileres turísticos donde sí es obligatorio.

El alquiler habitual tiene una gran demanda y los precios no han parado de subir en los últimos años.

El Alquiler Turístico

Los alquileres turísticos están regulados por las comunidades autónoma, donde estás obligado a dar el equipamiento doméstico. Algo a tomar a consideración al momento de invertir.

Los plazos de contrato son muy cortos, el mínimo es de una noche y el máximo es por un mes. Puedes obtenes muy buenos beneficios, pero están sujetos a la variable de estacionalidad y la zona.

Puedes jugar con los precios, tanto por día como por mes. Esto te permite ajustarte a la demanda por temporadas y si estás en una buena zona es definitivamente un factor importante.

El riesgo de impago es bajo, pero los daños a la propiedad y a al equipo doméstico pueden ser muy perjudiciales. Los beneficios pueden ser muy altos a corto plazo, pero largo dependerá de muchos factores, algunos imprevisibles, como por el ejemplo la pandemia de 2019.

Asesoría inmobiliaria Gerah Real Estate Partners inmobiliaria en Madrid

Retabilidad del alquiler habitual

Para calcular la rentabilidad del alquiler sigue esta fórmula: (Ingresos anuales – gastos e intereses anuales) / capital invertido * 100.

Ahora, pongamos que alquilas un piso por 1.200 € al mes, al año tendrías unos ingresos de 14.400 €. Si nuestros gastos e intereses al mes son 170 €, anualmente serían 2.040 €. Continuando con la inversión, si compraste la vivienda por 160.000 €, ya podemos completar la fórmula y nuestra rentabilidad sería:

(14.400 € – 2.040 € ) / 160.000 € * 100 = 7,725 %.

Rentabilidad del alquiler turístico

La fórmula anterior no nos sirve para el alquiler turístico, ya que el máximo por contrato es un mes. Aquí lo que tenemos que tomar en cuenta la cantidad de días ocupados, pero vamos igual vamos ayudarnos con el ejemplo anterior.

Supongamos que vamos a alquilar nuestro inmueble por una media de 70 € la noche. Ahora, tomando en cuenta el ejercicio anterior, tomaremos los ingresos anuales de 14.400 € menos los 2.040 € de gastos anuales, lo que nos da unos beneficios limpios anuales de 12.360 €, en seguida veremos cuántos días necesitamos para llegar a esa cantidad.

12.360 € / 70 € = 176,6 = 177 días acupados al año

Esto nos indica la cantidad de días mínimo que debemos alquilar para que nos sea rentable. Cerca de los 6 meses al año debemos mantener ese inmueble alquilado.

Conclusión

Como podemos observar, en ambos casos puede ser igual de rentables y como cualquier inversión, estar informado y asesorado hacen la diferencia, diminuyen el riesgo y aumentan lo beneficios.

Si estás buscando alquilar tu piso de forma segura y rentable, mira nuestro servicio de Gestión Integral del Alquiler con Renta garantizada.

Escríbenos y haz una cita con nosotros sin costo y veamos qué podemos hacer por ti y tu inversión.

Entradas relacionadas

Scroll al inicio
Ir al contenido